info@estrategiapractica.com

El poder en las organizaciones no proviene únicamente de la posición jerárquica. Hay otros factores que son claves para determinar el poder en las organizaciones como el acceso a los recursos clave de la empresa, información actualizada y respaldo por parte de la organización. Sin control sobre estos tres elementos, ya puedes ser el presidente de tu empresa que no vas a poder ejercer el poder que te corresponde. Y sin poder corres el riesgo de ser prescindible en tu propia empresa.

A continuación vamos a ver el caso práctico de Cristina y su empresa Gestoría Montero. A partir de este ejemplo vamos a identificar las fuentes de poder en una empresa. Así te será más sencillo retomar el poder en tu organización.

Sin poder

La toma de poder de Cristina

Cuando los padres de Cristina se jubilaron, ella asumió el liderazgo en la gestoría familiar. Cristina se había formado para ser capaz de gestionar la actual organización e incluso pensar en llevar la empresa a otro nivel.

¿Cuál fue su problema? Olvidarse que el poder en las organizaciones no recae sólo en la autoridad.

Caso: Gestoría Montero

La gestoría estaba organizada en dos grandes departamentos: el departamento de Administración, liderado por Joaquín y el departamento de Atención al cliente, liderado por Dolores. Joaquín se encargaban de preparar toda la documentación que los clientes necesitaban. Por otra parte, Dolores se encargaba de las labores más comerciales y de cara a los clientes.

Los directores de estos departamentos eran personas con más de 20 años en la empresa. Debajo de estas dos personas se encontraban los directores de las 6 sucursales que la gestoría tenía en poblaciones de Córdoba, Sevilla y Málaga.

¿Quien dirigia la gestoría?

Pronto Cristina se dio cuenta de que Joaquín y Dolores tenían todo el poder de las organizaciones que tenían al cargo. Eran perfectamente capaces de gestionar el día a día de la empresa. Sabían lo que tenían que hacer: los plazos para el pago de impuestos, la legislación, las negociaciones con el banco, etc. Además, tanto Joaquín como Dolores estaban siempre hasta arriba de trabajo y viajando con mucha frecuencia a cada una de las 6 sucursales. Por eso Cristina consideró que lo mejor que podía hacer es que Joaquín y Dolores siguieran gestionando el día a día como hasta ahora y así ella podría dedicarse a diseñar una estrategia de crecimiento de la empresa.

Cristina se encerró en su despacho durante varias semanas analizando toda la información que la contabilidad y su cuadro de mando le ofrecía. Semanalmente tenía planeada reuniones con Joaquín y Dolores para revisar los temas más importantes que iban surgiendo en la empresa. Sin embargo debido a los viajes y escasa disponibilidad de Joaquín y Dolores en muchas ocasiones no se celebraba la reunión o era para tratar algunos temas en los que Cristina no tenía mucho que aportar.

Comienzan los problemas

Tras este periodo inicial de reflexión, Cristina comenzó a intentar introducir algunos cambios en la empresa al detectar una serie de problemas importantes. Por ejemplo, había detectado que había un gran número de clientes que dejaban de trabajar con la gestoría porque estaban teniendo problemas con hacienda. Muchos de estos clientes decían que Gestoría Montero les hacía la declaración de impuestos de forma incorrecta, fuera de plazo y además los asesores personales les mentían o trataban de engañar.

Cuando trató este tema con Joaquín, éste le dijo que los errores en su departamento eran mínimos. Esas incidencias que Cristina había creído encontrar eran fallos del sistema. Decía que realmente no significaba que habían presentado los impuestos fuera de plazo. Así que Cristina dio por buena la respuesta.

Al mes siguiente, el problema de la pérdida de clientes continuaba y en este caso lo habló con Dolores. Quería conocer porqué los clientes acusaban a los asesores personales de mentir. Dolores se indignó mucho de que acusará a su equipo de mentir cuando estaban haciendo todo lo posible para conseguir captar nuevos clientes. La reunión acabó con Cristina pidiéndole disculpas a Dolores para evitar que dejase la empresa.

¿Cómo descubrió Cristina que estaba sin poder?

Cristina llevaba casi un año como presidenta de la gestoría y todavía no había conseguido tomar las riendas de la empresa. Todavía no se había dado cuenta que el poder en las organizaciones es diferente a la autoridad.

La situación económica se estaba degradando cada mes por la pérdida de clientes. Sin embargo no tenía poder para cambiar la situación. Joaquín y Dolores tenían respuesta a cada cliente perdido. Siempre parecía que eran temas puntuales donde sus departamentos no podían hacer más. Trasladaban a Cristina que para solucionar estos problemas tenía que invertir en más recursos: un nuevo CRM y más asesores personales.

Además de todo esto, cuando Cristina visitaba las delegaciones los empleados apenas sabían ni quién era. Y al verla tan joven y sin experiencia apenas contaban con ella para ningún tema importante. En definitiva, Cristina estaba al mando pero sin poder en la organización.

¿Por qué Cristina se encontraba sin poder?

A pesar de Cristina era la presidenta y máxima responsable de Gestoría Montero, realmente no tenía poder. Eso era debido a que existen otras fuentes de poder a parte de la jerárquica. Estas fuentes de poder son los recursos, la información y el respaldo:

Recursos

Cristina carecía de muchos recursos tanto materiales como inmateriales. Según le indicaban Joaquín y Dolores era necesario hacer fuerte inversiones en la empresa. Sin embargo, resultaba imposible acometer estas inversiones con la pérdida de negocio que estaban sufriendo. Por eso, aunque Cristina era la responsable de autorizar esos gastos, realmente no tenía poder económico para ejecutarlos.

Además, Cristina carecía de ciertos recursos inmateriales. Por ejemplo, le faltaba experiencia para la gestión de su propia empresa. Por lo tanto, no sabía cuáles eran las palancas adecuadas que debía de accionar en cada momento.

Información

Cristina podía acceder a toda la información que quisiera de la empresa. Por eso decidió zambullirse entre asientos contables. Así creía que iba a tener una visión objetiva de la empresa. Pero esa visión era muy limitada, porque esos números no pueden representar la realidad de la empresa.

Su otra fuente de información le provenía de Joaquín y Dolores, lo cual tamizaba la realidad. En definitiva Cristina no disponía de información de calidad por lo que se encontró sin poder para cambiar el declive de su empresa. Esta situación la podría haber minimizado con visitas de campo a las delegaciones.

Respaldo

En Gestoría Montero trabajaban 26 personas. Cristina apenas conocía a una cuarta parte de ellas. Y si los empleados ni si quiera conocían a Cristina, ¿cómo iban a respaldar su gestión? Sin embargo, Joaquín y Dolores conocían a cada uno de los empleados de la empresa y eran respetados por todos ellos. Es decir, Cristina estaba sin poder porque Joaquín Dolores eran los únicos en tener el respaldo de los empleados.

Aprendizaje sobre el poder en las organizaciones

El caso de Cristina es más frecuente de lo que puede parecer. En ocasiones los dueños de las empresas se encuentran que no tienen el poder en las organizaciones que tienen que liderar. Para evaluar los motivos que pueden provocar esta situación siempre debes de estar atento a los recursos, la información y el respaldo del que dispones dentro de tu empresa.

Una vez que compruebes el poder que tienes en tu organización toma acciones. Realiza cambios organizacionales, de protocolos o de forma de trabajar. Tu eres el responsable máximo, así que todo lo tienes que tener controlado.

 

Diego Martin

Trabajo como consultor y he colaborado con empresas de varios sectores como industria, finanzas, tecnología, servicios profesionales, automoción, construcción, etc. Si estás pensando en potenciar tu empresa puedes ponerte en contacto conmigo en estrategiapracticainfo@gmail.com y en el 655 31 97 91

Esta entrada tiene 6 comentarios

  1. Visitor Rating: 5 Stars

  2. Creo que al post le faltó la solución al problema de Cristina.
    Como hizo finalmente Cristina para que su compañía la validará y pudiera liderar de la mejor forma.

    1. Lamentablemente, no siempre se llega a tiempo para cambiar una situación de este tipo. Es difícil conseguir suficiente perspectiva como para saber cuál era el problema es esos momentos. Sólo con el paso del tiempo Cristina se dio cuenta de lo que tenía que haber hecho para no sentirse sin poder dentro de su propia empresa y solucionar los problemas que tenía.

      1. ¿Y qué fue eso que hizo y que tenía que haber hecho?
        Yo también creo que le falta ese fina que dice Gonzalo.

        1. Como decía, en este caso Cristina no pudo ver a tiempo el problema, y ante la caída de ventas, decidió vender el negocio familiar.

  3. Cual fue el tipo o actividad empresarial que utilizo

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.