Secretos para crear tu tienda virtual con éxito

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Conseguir optimizar tu tienda virtual puede ser un proceso complejo debido a la multitud de elementos que se conjugan. Sin embargo resulta imprescindible realizar el esfuerzo para conseguir que los visitantes se conviertan en clientes duraderos.

Una tienda virtual tiene características diferentes a las tiendas tradicionales. Desde el punto de vista del consumidor se pueden identificar cuatro etapas según el nivel de involucración con tu tienda virtual. Las 4 etapas son: atracción, evaluación, compra y retención. Cada una de estas etapas se caracteriza por avanzar un paso más en la relación del cliente con tu tienda virtual.

El proceso se inicia con la atracción de los clientes que ocurre cuando la tienda virtual es capaz de crear una buena primera impresión a los visitantes. Si puedes mantener esa buena impresión inicial a lo largo de varios segundos o incluso minutos, significa que el visitante está evaluando la oferta disponible en la tienda virtual. El siguiente paso está relacionado con completar una primera compra. Esta compra sólo se realizará si tu tienda virtual es capaz de ofrecer una oferta superior a la competencia. El último paso es la retención o fidelización. Un cliente satisfecho será más probable que vuelva a utilizar tu tienda virtual, por eso debes enfatizar el servicio postventa. En definitiva, este proceso analiza las diferentes etapas por las que pasa un visitante nuevo hasta que se convierte en un cliente frecuente.

Tienda virtual

Te estarás preguntando, ¿qué debo de tener en cuenta en cada etapa? Por eso te detallo a continuación los elementos principales que debes de tener en cuenta para tener éxito con tu tienda virtual en función de cuáles sean tus objetivos. Este sencillo modelo te permite evaluar tu tienda virtual, detectando los puntos fuertes a resaltar y los puntos débiles a corregir.

Atracción, ¿cómo crear una primera buena impresión?

Comunicación: La comunicación engloba aspectos bastante diversos. La promoción de ofertas especiales, publicidad online, publicidad offline, boletín de noticias, redes sociales, testimonios de clientes satisfechos, etc. Aquí se incluyen todas las herramientas utilizadas para generar tráfico hacia tu tienda virtual y captar la atención de tus futuros clientes.

Aspecto: Se incluyen todos los elementos estéticos de tu tienda virtual: colores, formas, distribución, imágenes, videos corporativos, etc. Considera el logo de tu empresa y la imagen general de tu marca. Se incluye también el texto de una forma superficial: cantidad de texto por página, facilidad de lectura, ortografía y gramática. En definitiva son todos esos aspectos que se evalúan durante los primeros segundos en los que nos creamos una primera impresión.

Navegación: Se trata de evaluar si la navegación es intuitiva. Tus visitantes valoran positivamente la organización lógica de la página web, la existencia de un site map, la optimización SEO para buscadores, que no existan enlaces rotos y la cantidad de enlaces internos. Debes evaluar el tiempo que tarda tu página en cargarse en el navegador y su compatibilidad con distintos navegadores. Es decir, todo lo que le facilite a moverse por las distintas páginas de tu tienda virtual de una forma sencilla.

Credibilidad: Es imprescindible generar confianza en tu tienda virtual para ganarte a tus clientes. Para asegurarse de que están en una página segura, los clientes buscan elementos de seguridad como el candado del navegador, datos sobre la visión e historia de la compañía, información de contacto, términos y condiciones, política de privacidad y copyright. En el caso de que tu empresa tenga también presencia física es interesante mostrar tus instalaciones y tu localización.

Evaluación, tu tienda virtual en detalle

Producto: Tu tienda virtual es un escaparate para tus futuros clientes. Por eso es tan importante diseñar una estrategia de producto adecuada. Algunos de los elementos más importantes a considerar son detallar la gama de productos ofertados con imágenes, descripciones y disponibilidad. Tus clientes van a valorar positivamente los elementos personalizables.

Contenido: La información que ofreces en tu tienda virtual debe ser de calidad. Es decir, debes ofrecer toda la información necesaria para realizar la compra, y que la información sea rigurosa y este actualizada. Tus clientes también van a valorar la calidad de las imágenes, gráficos videos y animaciones.

Compra, el momento clave

Precio: Es necesario que ofrezcas unos precios adecuados a tus clientes. Deben ser lo suficientemente atractivos como para llamar la atención de tus potenciales clientes pero que sean razonables para no levantar sospechas o desconfianza por fraude. A la hora de diseñar tu política de precios considera también los descuentos y ofertas especiales, métodos de pago y política de devolución.

Proceso de compra: Un momento crítico para cualquier tienda electrónica es cuando el cliente está realizando la compra de los productos. En estos momentos el cliente va a valorar la existencia de productos y servicios complementarios (cross-selling y up-selling) y la facilidad para realizar el pedido. Así que asegúrate de que tu tienda virtual está preparada para satisfacer a tus clientes en este paso tan importante.

Retención, fideliza tus clientes con un buen servicio

Distribución: Si tu empresa se dedica a vender productos físicos, tienes que tener en cuenta que los clientes valoran la existencia de distintas opciones de entrega, el plazo de entrega y la cobertura geográfica de tu tienda virtual.

Atención al cliente: En el supuesto de que tu cliente tenga algún tipo de pregunta o incidencia durante su pedido es imprescindible ofrecer la asistencia adecuada. Es importante que tus clientes tengas varias formas de estar en contacto contigo, y existen muchas opciones sencillas de implementar en tu tienda virtual: página con respuestas a preguntas frecuentes, email y teléfono de contacto, formularios para comentarios y reclamaciones, foros, etc.

Como puedes ver, este modelo te detalla todos los puntos a considerar para tener éxito con tu tienda virtual. Desde los factores que influyen para creación buena impresión a tus visitantes hasta la creación de clientes fieles. Esto se consigue a partir de los clásicos elementos del marketing mix, más el uso y utilización de otros atributos más propios de las páginas web. Hay que tener en cuenta que este es un entorno más competitivo que el tradicional, puesto que los clientes se encuentran a un solo clic del resto de competidores.

 


  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

One Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *