Adquisición, ¿cuáles son los riesgos?

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El proceso para conseguir cerrar una adquisición es un gran reto. Pero también lo son todos los pasos que hay que dar hasta que las dos empresas consiguen trabajar como una. Este es el reto que se encontró Teresa al adquirir una empresa inmobiliaria en Buenos Aires.

La adquisición de Pisos de la Plata

Teresa Castellano era la presidenta de Real Extre, una de las principales empresas inmobiliarias de Extremadura. Durante años se habían expandido por toda España y ahora estaban en pleno proceso de internacionalización. El último paso había sido entrar en el mercado argentino con la adquisición de Pisos de la Plata, una inmobiliaria con gran presencia en el norte de Argentina.

Pisos de la Plata era una empresa al borde del colapso. Esto hizo que Real Extre pudiera adquirirla a un precio muy competitivo. Sin embargo, la situación financiera, la falta de inversiones, los pleitos abiertos y el clima laboral hacían que esta adquisición fuese uno de los mayores retos que Teresa había encarado en toda su carrera profesional.

Los principales problemas tras la adquisición:

Tecnología:

El software usado por Pisos de la Plata estaba completamente obsoleto y no encajaban en los estándares de Real Extre. La escasez de recursos informáticos se había convertido en un problema para el negocio. Nada fluía adecuadamente tras la adquisición. Las deficiencias eran tan graves que se producían bloqueos frecuentes de los sistemas por la sobrecarga. Esto impedía a muchos agentes acceder a la información sobre propiedades, pagos o clientes.

Recursos humanos:

Al conocerse que Real Extre compró Pisos de la Plata, la rotación de trabajadores se disparó. Muchos trabajadores no sabían cuáles eran sus funciones y responsabilidades. Por otro lado otros estaban constantemente haciendo horas extras. La situación era muy tensa y el sindicato ya estaba realizando los preparativos para convocar una huelga.

Comunicación:

Las conversaciones de pasillo se habían convertido en el principal canal de comunicación de la empresa. Había una falta de coherencia entre las comunicaciones que se realizaban desde la matriz de Badajoz y lo que los directores de Buenos Aires interpretaban. Lo habitual es que las novedades no llegaran en tiempo y forma a todos los trabajadores, por lo que los rumores se extendían con facilidad.

Cultura:

Como parte del trato, los antiguos dueños de Pisos de la Plata pasaban a dirigir la filial argentina de Real Extre. Sin embargo los valores de los antiguos propietarios no estaban alineados con los de Teresa.

Finanzas:

Pisos de la Plata estaba prácticamente en bancarrota. Para evitar desvío de capitales u otros riesgos, antes de la adquisición, los dueños de Pisos de la Plata y Real Extre habían firmado una serie de acuerdos. Entre ellos, Real Extre tenían que autorizar transferencias de cierto importe y tenían acceso a las cuentas bancarias.

Operativa:

Los departamentos más técnicos de la inmobiliaria con los de tasaciones, mostraban una preocupante falta de preparación. Esto requería un gran esfuerzo en formación pero no se podía llevar a cabo en estos momentos. Aún no se había decidido quien iba a continuar en la nueva etapa de la empresa. Además las empresas colaboradoras como las constructoras habían tomado esta adquisición de forma dispar. Desde los más comprensivos que estaban dispuestos a pasar por una transición, a los que la nueva situación les servía como excusa para romper los lazos con Pisos de la Plata.

Viendo todos los retos que suponía esta adquisición, Teresa decidió ponerse al frente del equipo de transición. El problema ahora era decidir por dónde empezar.

¿Cuáles deberían de ser las prioridades de Teresa?

 


  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *